logo

En Halloween, ¿hacemos un trato?

Halloween ya está aquí, una tradición importada que cuenta con seguidores y detractores por igual, pero que a nosotros particularmente nos encanta. En los días previos tiramos del baúl de los disfraces y rescatamos todo tipo de atuendos y pelucas que, junto con una buena sesión de maquillaje, nos permite caracterizarnos de nuestros personajes de terror favoritos, pero en clave de humor, para no tener pesadillas después y estar durante un mes mirando debajo de la cama y dejando las puertas de los armarios cerradas a cal y canto.

El cine es una gran fuente de inspiración para encontrar el disfraz más adecuado para cada persona, porque hay que saber llevarlo e incluso interpretarlo. Puede ser un gran acierto o un error garrafal y tanto de una manera u otra, marcar tu noche de Halloween hasta el año siguiente en que puedas desquitarte y salir a la calle a hacer “truco o trato” dando más de un susto. En grandes rasgos, estos son los personajes “halloweeneros”:

El vampiro al estilo Bela Lugosi es todo un clásico y una apuesta segura para no fallar, es como el vídeo corporativo elegante y sobrio.

El zombie, como en el famoso vídeo de Michael Jackson “Thriller”, que dejó sin pegar ojo infinitas noches a los niños de la época. Este disfraz, si está bien trabajado, dará tanto miedo que todos en la fiesta irán a buscarte para hacerse fotos contigo y compartirlas en todas las redes, como un buen viral en YouTube.

El cirujano loco de las leyendas urbanas no nos gusta nada, además no hay un malo malísimo peliculero que lo represente. Siempre hay muchos y mal caracterizados en las fiestas, son el último recurso de quien decide disfrazarse justo antes de salir. Como esos audiovisuales 3D donde no se ha iluminado bien por las prisas y quedan planos y sin volumen. Vamos, que mejor quedarse con lo puesto antes de vestirse con semejante ropaje.

Y no podían faltar las brujas en la “Noche de Brujas”, con todo el glamour y el estilo holliwoodiense de “Las Brujas de Eastwick” o “La maldición de las brujas” para no pasar desapercibida y embrujar a los parroquianos. Sin duda, un disfraz al estilo del mejor spot publicitario, persuasivo y memorable.

En el Estudio este año hemos querido rendir homenaje a nuestros personajes de ficción favoritos, por ser terroríficamente divertidos, pasionales, seductores y además, la pareja más romántica de la historia del cine: Morticia y Gomez Addams.

Y quiénes mejor para representarlos que Edi y Sona. Les encantó la idea en cuanto se la propusimos y enseguida empezaron con los preparativos. Hasta han posado para que podamos haceros llegar esta postal.

¡Happy Halloween!

Baño de Golosinas

Por cierto, tenemos montañas de caramelos por si os apetece pasar por el Estudio. ¡Truco o trato!

  • Comparte